El largo y peligroso camino a la escuela

Maitai ha tenido la suerte de poder ir a la escuela junto con su hermana mas pequeña pero cada mañana al despertarse piensa con horror lo que le espera. Deberá caminar 5 kilómetros, salir antes del amanecer y atravesar la reserva del Masai mara que está repleta de fauna salvaje.Maitai es un niño masai de 10 años, es el 5 de los 8 hermanos que forman su familia que vive en su pequeña choza de barro en una pequeña aldea. Su padre tiene unas cuantas vacas y su hermano mayor es el que las cuida mientras su madre se encarga de ir a por leña y a por agua.

Algunos días no regresa a casa, prefiere quedarse durmiendo en el polvoriento suelo de su clase.

Cada vez que íbamos a visitar la escuela, los padres de los niños y los profesores nos pedían que construyéramos unos dormitorios.

Africa Digna ya ha construido tres en tres escuelas diferentes. Cada dormitorio consta de un ala de niños otra de niñas duchas y lavabos así como cocina y comedor.

Cuando vemos a Maitai su sonrisa de dientes blancos ilumina su rostro y  nosotros reímos con el.